Títeres en Palestina

En agosto pasado tuve la oportunidad de viajar a Palestina y comprobar de primera mano la dura realidad que los palestinos tienen que soportar y con la que convivir en el día a día. Desde fuera no había sido capaz de imaginar hasta qué punto podía llegar la situación de injusticia. Sería muy largo de contar pero, como no quiero pasar por alto las circunstancias que enmarcaron el viaje, os invito a que leáis los dos enlaces (1) (2) que dan testimonio de la vergonzosa situación que lamentablemente se consiente desde el ámbito internacional.

En mis anteriores experiencias en los Campamentos de refugiados saharauis en Tindouf, al sur de Argelia, pude comprobar lo maravilloso de compartir con ellos una estancia inolvidable, en la que los títeres nos acompañaron y les permitieron a cientos de niñ@s saharauis asistir a una actuación por primera vez en su vida. Jamás había sentido una acogida tan calurosa y afectuosa, llena de generosidad y hospitalidad.

Aunque la situación es diferente, son muchos los paralelismos entre la lucha del pueblo saharaui y el palestino: territorios ocupados, refugiados, muros de separación, innumerables resoluciones de la ONU incumplidas, violaciones de derechos humanos,… Desde principios de 2009, y tras los terribles bombardeos a la franja de Gaza, comenzamos, con Proculturas y la colaboración de Sodepaz y el Darna Center de Palestina, a preparar un nuevo proyecto para el Campo de refugiados de Askar, a pocos kilómetros de la ciudad cisjordana de Nablus (Palestina).

La idea era enseñar a un grupo de 15 monitores palestinos el recurso de los títeres y el teatro de sombras como herramienta pedagógica y lúdica. Al mismo tiempo, llevaríamos talleres y una pequeña representación para los niñ@s que constaba de una primera parte en árabe y otra visual y sin palabras.
Fuimos preparando el material y en agosto de 2009 llegamos a Nablus. Los títeres, que habían salido desde Madrid con suficiente antelación por mensajería, fueron retenidos en la aduana israelí. Allí estuvieron en un rincón, esperando, días y días, sin que se nos diera un motivo razonable. Quizás fueran sospechosos o quizás personajes peligrosos que podían atentar contra la seguridad nacional, quién sabe. Esto nos obligó a tener que rehacer títeres y marionetas, pantallas, sombras, etc. Tuvimos que comprar nuevamente materiales que llevábamos preparados desde hacía mucho tiempo. En muchas tiendas del zoco de la bella y acogedora Nablus no nos querían cobrar por los materiales y, en otras, las invitaciones a té y dulces se sucedían mientras nos narraban conmovedoras y dolorosas historias personales.

Decidimos no lamentarnos y ponernos a trabajar desde el primer día, a pesar de los inconvenientes. El resultado fue muy interesante, sin darnos cuenta, les estábamos demostrando a los monitores palestinos que todo era posible con materiales que ellos mismos tenían o podían conseguir fácilmente, reciclando, etc.
El entusiasmo de niñ@s y no tan niñ@s fue conmovedor y la creatividad de los monitores sorprendente, superada solamente por la calidad humana que, tanto ellos como todos los integrantes de la Asociación Palestina Darna, nos transmitían en cada momento. El trabajo fue realmente intenso, a la vez que muy gratificante.
El material y los títeres fueron liberados y llegaron, para quedarse, pocos días antes de volvernos, pero ya no importaba el retraso. Los monitores fueron capaces de realizar la representación final en la fiesta de despedida que sin duda fue muy emocionante para todos. Aquí tienen la opción de ver un video del proyecto:

No tengo inconveniente en contarles, a quienes estén interesados, más detalles de esta experiencia, de las posibilidades de ir a Palestina, con o sin títeres, etc.
Sería maravilloso, y así me lo han transmitido los amigos de Darna, que los títeres y los titiriteros continuáramos visitándoles con nuestras maletas llenas de sueños de libertad y de justicia, valores que, al menos los títeres se han encargado de difundir a lo largo de los tiempos por más alto que levantaran los muros (ayer el de Berlín, hoy el de Palestina, Sahara y tantos otros que se mantienen en pie en medio del silencio internacional).

Qué mejor para un pueblo en resistencia que “un arma cargada de futuro”.

Gonzalo Cardone
www.hilandotiteres.com
www.proculturas.org

Anuncios

1 Response so far »

  1. 1

    Hola, me llamo Fernanda, soy brasileña, estudiante de relaciones internacionales.
    Estoy realizando un trabajo sobre los refugiados palestinos, y me quedé muy intersada en su proyecto. Me encantaria conocer más sobre lo que tu has vivenciado en estes días. Estoy haciendo un articulo sobre la cultura de ellos, me gustaría de saber la experiencia que tuviste para que yo tenga idea do que sea realmente la vida de una populación sin Estado, pero llena de sueños!

    Mi correo electrónico es nanda.fmp@gmail.com o nandamarinp@hotmail.com
    Estoy aguardando respuesta.

    Besos, y felicitaciones por ese belisimo trabajo


Comment RSS · TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: